Ver ediciones digitales
Compartir

Vida y sociedad

30 minutos para iniciar un buen día

Por: Financiero 10 Ago 2020

Psicólogos y expertos en salud recomiendan la siguiente rutina matutina para tener un día libre de estrés Redacción El Financiero (con información de CNBC Make […]


30 minutos para iniciar un buen día

Psicólogos y expertos en salud recomiendan la siguiente rutina matutina para tener un día libre de estrés

Redacción El Financiero (con información de CNBC Make IT)

Las rutinas matutinas pueden ser un reto, incluso para aquellos que son naturalmente “personas mañaneras”. Si usted se enfrenta a una agenda ocupada y/o dirige una familia, el afán por levantarse e iniciar la jornada podría ser extremo — sin embargo, para lograr un día óptimo de productividad y positividad, lo mejor es dedicar algo de tiempo para prepararse y empezar el día con buen pie.

¿Qué cantidad de tiempo necesitamos? Media hora es suficiente, de acuerdo con expertos en salud mental y coaches de vida, sin embargo, todo dependerá de lo temprano que se levante y del tipo de método de relajación que  prefiera.

La rutina de 30 minutos ha sido dividida en intervalos de dos, cinco y diez minutos. Esta debe hacerse en cuanto abra los ojos, para que su día transcurra de la mejor manera posible. Puede ser antes del entrenamiento, la ducha y el desayuno, o en torno a las actividades primordiales del día.

Los primeros 2 minutos

Muchos de nosotros usamos el teléfono para activar alarmas. Perfecto — siempre y cuando se resista, una vez despierto, al impulso de leer cualquier mensaje o e-mail no visto. De lo contrario, consiga una alarma tradicional y ponga su teléfono en otro lugar. Es fundamental evitar distracciones durante esta rutina.

“Esa fracción de segundo, al despertar, es la que más cuenta, ya que es ese el momento de sentar las bases para lograr tener el día que usted desea”, afirma la terapeuta energética Jacqueline Pirtle, y agrega que, “su primer pensamiento debería ser similar a: ‘este será y ya es el mejor día de mi vida’; o ‘estoy sano, en abundancia, con éxito y feliz’; o bien, ‘la vida está a mi favor’, y así sucesivamente”.

“Estos pensamientos podría no tenerlos espontáneamente por la mañana, así que intente repasarlos la noche anterior antes de dormir”, concluye Pirtle, quien también se desempeña como coach de mindfulness-happiness y es autora de “365 Days of Happiness: Because Happiness Is a Piece of Cake”.

5 minutos para enfocarse

Seguidamente, deben aplicarse algunas técnicas de mindfulness destinadas a despejar su mente. Esto puede ser en forma de meditación, oración o afirmaciones de gratitud.

“Recomiendo que todos mis pacientes se dediquen a algún tipo de meditación u oración a primera hora de la mañana”, declara la Dra. Nicole Bernard Washington, psiquiatra certificada y directora médica en el Servicio Psiquiátrico Elocin. “El beneficio será claridad en sus pensamientos y permitirle iniciar el día con la mente despejada”, añade.

“Las afirmaciones de gratitud son igualmente una gran manera de empezar el día”, señala Washington. “Iniciar el día haciendo estas afirmaciones, le permite enfocarse en lo positivo de su vida. En un mundo que tiende a destacar lo negativo, empezar el día con acciones positivas, repercute favorablemente en su estado de ánimo. También puede incorporar ejercicios de respiración para lograr mayor claridad”, enfatizó.

“Mientras esté acostado en la cama, respire por la nariz, retenga el aire por cinco segundos y exhale por la boca”, explica el Dr. Erlanger ‘Earl’ Turner, licenciado en psicología clínica y profesor asistente de psicología en la Universidad de Houston-Downtown. “Haga esto varias veces. Ayudará a relajar su cuerpo y mente”, finalizó.

5 minutos para escribir en un diario

“La necesidad de usar el teléfono o la laptop está probablemente muy presente hoy en día, sin embargo, deje pasar otros cinco minutos y use en su lugar lápiz y papel (lo ideal es que mantenga un diario en su mesa de noche)”, comentó Christie Tcharkhoutian, M.A., terapeuta licenciada en matrimonio y familia, quien también considera que, “escribir al despertar” es beneficioso.

“Algunas investigaciones sobre el cerebro sugieren que esta práctica es útil para su integración, pues ayuda a conectar partes que involucran capacidades lingüísticas y creativas, estableciendo una atmósfera de productividad y equilibrio para el resto del día”, aseguró. 

“Escribir algo positivo – como tres cosas por las que se está agradecido o la intención afirmativa del día – permite mejorar, a lo largo de este, el estado de ánimo. Nuestro sueño y subconsciente trabajan horas extra mientras dormimos y, canalizar en la escritura ese flujo de conciencia, apenas despertamos, nos ayudará a sentirnos más conectados y atentos por el resto de la jornada. Escribir mantiene ese flujo creativo tanto al dormir, como en nuestro día, contrario al hecho de que al despertar miremos automáticamente el teléfono, leamos y consumamos información que pudiera bloquear la creatividad o interferir con nuestra capacidad de estar presentes en todo momento”, puntualiza.

Si el diario no es lo suyo, escuche los mensajes positivos que haya grabado

Escribir en un diario puede ser una práctica que no le guste, o que prefiera hacer de noche. De ser así, considere entonces grabar afirmaciones diarias, que lea en voz alta y pueda escuchar luego.

Tcharkhoutian recomienda “poner en práctica su afirmación diaria matutina, y establecer una intención leyéndola en voz alta para sí mismo, o escuchándola en la grabación que ya hizo”, y finaliza resaltando que “si las afirmaciones positivas sobre su identidad se repiten constantemente, combatirán las creencias negativas que puedan infiltrarse y sabotear su día”.

5 minutos para organizar el día

Una vez que haga las prácticas ya mencionadas, podrá dedicarse a las actividades del día, y antes de que su mente empiece a ocuparse de las tareas pendientes, dedique estos cinco minutos a hacer una lista pormenorizada, estableciendo prioridades y siendo súper específico con lo que desea lograr ese día.

“No se limite a escribir ‘revisar los e-mails’; debe escribir ‘revisar 20 e-mails en 30 minutos, desde ‘x’ hasta ‘y’ hora'”, advierte Stephanie Lincoln, consejera especializada en salud mental, quien también agrega “Todos tenemos cientos de asuntos por hacer, y esto nos ayuda a priorizar sólo los cinco esenciales para no sentirnos tan abrumados durante el día”.

“Asegúrese de que sus tareas primordiales se centren en sus prioridades inmediatas. Todos sufrimos del ‘síndrome del objeto brillante’; que es dirigir nuestra atención a eso que es bastante llamativo y novedoso, pero, dé un paso atrás y pregúntese: ‘¿Es esto realmente una prioridad, o es solo la más atractiva en la que quisiera trabajar porque llama mi atención?’. Identifique la tarea que más lo intimida y ubíquela como número 1 en su lista. Haga esto en primer lugar, porque es bastante probable que la tarea que más le asuste sea la de más importancia dentro de la lista”, detalló la también entrenadora física certificada y fundadora/CEO del Fire Team Whiskey.

Para concluir, señala que, “se debe tildar cada tarea, a medida que va avanzando. De esta manera, podrá llevar un control de las que ha completado y comprobar que ha cumplido con el total de tareas del día”.

10 minutos destinados a su familia (incluyendo las mascotas)

Ha dedicado 17 minutos en su preparación hacia la productividad, lo que significa que todavía dispone de 13. Disfrute a plenitud este tiempo junto a su familia.

El PhD y psicólogo clínico Forrest Talley aconseja compartir diez minutos con la familia. Advierte, además; “los padres con niños pequeños lo tendrán difícil ya que están ocupados alistándolos para ir a la escuela, organizando sus loncheras, entre otras cosas. Pero para quienes tienen adolescentes, o están solos, este puede ser un gran momento para reunirse y conversar, antes de que los asuntos cotidianos y el estrés del día los arrope”.

Si tiene mascotas, procure incluirlas en este tiempo.

Talley afirma que, “el vínculo entre los dueños de mascotas y estas, es a menudo muy especial y una fuente considerable de felicidad y, si además se les dedica algunos minutos de calidad -por la mañana- hay garantía de que el vínculo se mantenga”.

¿Qué hará con los minutos extra? 

Atienda sin inconveniente su teléfono celular, aprovechando que ya puede hacer uso de él.

https://www.cnbc.com/2020/08/02/30-minute-morning-routine-for-a-successful-day-psychologists-and-health-experts.html

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?