Ver ediciones digitales
Continúa leyendo:
El riesgo de quedarse atrás
Comparte
Compartir

Posibles reacciones al anuncio de tapering de la FED

Por: Financiero 30 Ago 2021

El concepto de tapering se refiere a la disminución gradual y progresiva de las medidas extraordinarias de política monetaria expansiva de los bancos centrales, es decir, consiste en ir reduciendo los estímulos monetarios, para que el mercado se vaya adaptando sin cambios bruscos que le hagan hundirse.


Posibles reacciones al anuncio de tapering de la FED
La Reserva Federal anunció posibles correcciones a la política económica expansiva, las cuales pueden tener reacciones negativas en los inversores

Redacción El Financiero

El concepto de tapering se refiere a la disminución gradual y progresiva de las medidas extraordinarias de política monetaria expansiva de los bancos centrales, es decir, consiste en ir reduciendo los estímulos monetarios, para que el mercado se vaya adaptando sin cambios bruscos que le hagan hundirse.

Cuando un banco central se embarca en una política económica expansiva para estimular la economía, explica Investopedia, a menudo prometen revertir estas políticas de estímulo cuando la economía se recupere. Esto se debe a que continuar estimulando la economía con liquidez, pero en cuanto la recesión termine puede generar inflación fuera de control, y burbujas en el precio de activos motivada por la política monetaria.

En un artículo publicado en Investing en Español, Ismael de La Cruz expone este concepto y rememora que, en 2013, el entonces presidente de la Reserva Federal estadounidense, Ben Bernanke, usó este término por primera vez. En ese momento, la FED pensó que era preciso salir de su política monetaria expansiva, lo que tuvo reacciones negativas de parte de los inversores.

“En concreto, en el corto plazo, la Bolsa cayó, hubo un incremento del rendimiento de los bonos del Tesoro de Estados Unidos y una apreciación del dólar frente a la gran mayoría de divisas”, agrega De La Cruz.

Las palabras de Bernanke en 2013 sobre una reducción en las políticas acomodaticias provocó que los inversores en bonos respondieran, tras lo cual los precios de los bonos cayeron, “por lo que los rendimientos de los bonos del Tesoro estadounidense se dispararon”, agrega De La Cruz.

Las reacciones del anuncio de tapering en 2013
“Respecto a la Bolsa, la primera reacción del S&P 500 fue caer, pero se recuperó pronto. El S&P 500 cayó un -0,5% y un -4,6% mensual, sin embargo, seis meses después, las acciones habían subido +7,6%, un +13% los siguientes 12 meses y un +19,5% los 18 meses posteriores al anuncio de Bernanke el 22 de mayo de 2013”.

Durante el primer mes y medio, la Bolsa tuvo una caída, para posteriormente recuperarse y finalizar el año con casi +30%. El sector financiero, el consumo discrecional, la industria y la salud fueron los más beneficiados, mientras que los perjudicados fueron los servicios públicos y el sector inmobiliario.

“Es verdad que lo acontecido en 2013 no tiene por qué reproducirse ahora en 2021, entre otras cosas porque hay diferencias, como por ejemplo que el escenario económico y laboral es diferente”, continúa De La Cruz, quien resalta que en esa ocasión el tapering vino tras cuatro años de política monetaria expansiva. En este momento, la expansión lleva menos tiempo, a pesar de ser más intensa.

A pesar de que los mercados no suelen gustar del tapering, no significa que tenga que originar un cambio de tendencia en el mercado, a pesar de las posibles reacciones negativas en el corto plazo.

Es conveniente tener en cuenta, concluye De La Cruz, que a través del tapering la Reserva Federal de Estados Unidos busca reducir el riesgo de inflación, puesto que favorece a la apreciación del dólar frente a las materias primas.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?