Ver ediciones digitales
Compartir

Navidad y Año nuevo en cuarentena estricta

Por: Financiero 20 Dic 2020

El sistema de salud de Panamá está en “un punto crítico” por el repunte de la COVID-19, dijo el pasado viernes 18 de diciembre del 2020 el Ministerio de Salud, que reimplantó la movilidad por género para las compras en los últimos días del año como otra medida para frenar el avance de la enfermedad.


Navidad y Año nuevo en cuarentena estricta
Gobierno impone medidas para frenar la escalada de contagios de COVID-19

Redacción El Financiero (con información de EFE)

El sistema de salud de Panamá está en “un punto crítico” por el repunte de la COVID-19, dijo el pasado viernes 18 de diciembre del 2020 el Ministerio de Salud, que reimplantó la movilidad por género para las compras en los últimos días del año como otra medida para frenar el avance de la enfermedad. 

“Tenemos que decir que el sistema de salud está en un punto crítico”, por ello, se “está habilitando la red hospitalaria” con el aumento de camas en los principales hospitales del país, dijo la directora nacional de Provisión del Ministerio de Salud (Minsa), doctora Yelkis Gill. 

Desde inicios de noviembre Panamá vive un fuerte repunte de la COVID-19 que las autoridades han vinculado a la reapertura casi total de la economía desde mediados de octubre. 

En las últimas semanas este país de 4,2 millones de habitantes, que registró a inicios de diciembre la segunda tasa de incidencia de la COVID-19 más alta de América según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), ha registrado cifras inéditas de nuevos casos, muertes, personas internadas en la UCI y de pruebas de detección del nuevo coronavirus.

Medidas de restricción

El Gobierno de Panamá anunció una cuarentena total en Navidad y Año Nuevo y la contratación de médicos extranjeros como parte de una serie de medidas para frenar la escalada de la COVID-19 en el país, que ya aprobó el “uso por emergencia de la vacuna de Pfizer”.

La cuarentena total regirá desde el viernes 25 de diciembre a las 7:00 de la noche hasta el lunes 28 de diciembre a las 5:00 de la mañana, y entre el viernes 1 de enero a las 7:00 de la noche hasta el lunes 4:00 de enero a las 5:00 de la mañana, anunció el ministro de Salud, Luis Francisco Sucre.

A partir del 18 de diciembre regirá un toque de queda y ley seca o prohibición de venta de licor desde las 7:00 de la noche hasta las 5:00 de la mañana, y en las instituciones públicas laborarán solo el 50% de funcionarios en días alternos (un día sí y un día no).

Entre el 23 de diciembre y el 4 de enero quedará prohibido el acceso a playas, ríos, piscinas y balnearios públicos, y se implementarán cercos sanitarios en al menos cinco zonas del país, entre ellas la capital, de la que no se podrá salir.

A estas medidas se agregó la decisión anunciada el pasado viernes de que desde el próximo lunes 21 hasta el 31 de diciembre regirá un sistema de restricción de movilidad por género solo para hacer compras en comercios minoristas. 

Así las mujeres podrán comprar los días 20, 23 y 30, y los hombres 22, 24, 29 y 31. “Las medidas de compras, solamente son para el comercio al por menor. Las empresas que puedan implementar el teletrabajo y permanecer con una cantidad mínima de personal (deben hacerlo)”, añadió el Ministro.

El ministro Sucre subrayó que los “aeropuertos y fronteras” “permanecerán abiertos cumpliendo todos las medidas” de bioseguridad establecidas.

Estas son medidas para “cortar la cadena de contagio y evitar que la COVID-19 siga avanzado entre nosotros”, manteniendo “un equilibrio entre la salud, la economía y lo social” porque “todos (estos aspectos) son vitales para que Panamá siga progresando”, afirmó Sucre.

Una ayuda al sistema salud

El ministro de Salud anunció además la decisión del Gobierno de contratar personal médico de Estados Unidos, México, Venezuela, Colombia y Cuba “con el objeto de reforzar el sistema de salud”, en el que hay camas disponibles, pero el personal se encuentra agotado, según dijo, tras nueve meses de pandemia.

La viceministra de Salud, Ivette Berrío, anunció por su parte que Panamá aprobó “el uso por emergencia de la vacuna Pfizer”, y que este será uno de los primeros países en recibir y administrar la inmunización contra la COVID-19.

El Gobierno de Panamá anunció en noviembre la compra de 3 millones de vacunas contra la COVID-19 a Pfizer y BioNTech, y la semana pasada agregó que tenía todo listo para recibir las primeras 450.000 dosis, posiblemente entre “la segunda mitad de enero y la primera mitad de febrero”.

Cifras De La Pandemia

Panamá, un país de 4,2 millones de habitantes, registra un repunte de la covid desde la primera semana de noviembre que ha incluido el registro de cifras récord de casos nuevos este mes de diciembre, una tendencia al alza en la cifra de muertes diarias, y una tasa de positividad diaria que ha llegado a superar el 20%.

Panamá está entre los países que más pruebas realiza en América y a inicio de este diciembre registraba la segunda tasa de incidencia de la COVID-19  más alta del continente, de acuerdo con datos de la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?