Ver ediciones digitales
Compartir

Economía

México busca reducir sus importaciones de maíz

Por: Financiero 07 Feb 2021

México estima reducir un 9% sus importaciones de maíz este año, como parte de su política para disminuir el uso de granos genéticamente modificados y favorecer los cultivos nacionales. Este rubro, específicamente el maíz amarillo, se adquiere mayormente en el exterior, y se destina al consumo de ganado. La información fue publicada en una nota de la agencia Reuters.


México busca reducir sus importaciones de maíz
El gobierno busca reducir el uso de granos genéticamente modificados, y favorecer la producción nacional de la variedad amarilla del grano

Redacción El Financiero (con información de Reuters)

México estima reducir un 9% sus importaciones de maíz este año, como parte de su política para disminuir el uso de granos genéticamente modificados y favorecer los cultivos nacionales. Este rubro, específicamente el maíz amarillo, se adquiere mayormente en el exterior, y se destina al consumo de ganado. La información fue publicada en una nota de la agencia Reuters.

El ministro de Agricultura Víctor Villalobos, en conferencia de prensa junto al Director de Fomento a la Agricultura, Santiago Argüello, manifestó que el objetivo es reducir en 1,5 millones de toneladas las importaciones de este grano, con el fin de reducir de forma gradual las importaciones.

Villalobos dijo que su gobierno busca reducir la dependencia de México de las importaciones de maíz amarillo provenientes de Estados Unidos, esta vez con una política de reducción paulatina del uso de granos genéticamente modificados, y del glifosato, polémico herbicida. México es autosuficiente en maíz blanco, base de uno de los alimentos básicos de la dieta del país, pero presenta déficit en maíz amarillo.

La producción estimada de maíz blanco fue de 25 millones toneladas el año pasado, mientras que de maíz amarillo se produjeron alrededor de 3,1 millones de toneladas, mientras que 13 millones de toneladas fueron importados desde su vecino del norte, según datos divulgados por el Ministerio de Agricultura.

Para reducir la brecha entre ambos cultivos, se buscará incrementar la siembra en áreas vinculadas a centros de consumo, e implementar granos forrajeros y oleaginosas en cultivos de ciclo corto y menor demanda de agua.

El programa actual público-privado busca beneficiar a alrededor de 300 mil pequeños y medianos productores de maíz, pero muchas de las ayudas del gobierno han sido cortadas. Los críticos industriales argumentan que el recorte de presupuesto significa que la dependencia de México en las importaciones tenderá a aumentar en el corto plazo, a pesar del objetivo gubernamental de que las cosechas internas crezcan.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?