Ver ediciones digitales
Continúa leyendo:
Red Limpia
Comparte
Compartir

Empresas

Elementos de la nueva Ley de Telemedicina en Panamá

Por: Financiero 25 Oct 2020

La primera vez que se hizo referencia al término telemedicina fue a partir de la definición dada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 1988, como la distribución de servicios de salud en la que la distancia es un factor crítico, donde los profesionales de la salud usan información y tecnología de comunicaciones para el intercambio de información válida para el diagnóstico, tratamiento y prevención de enfermedades o daños, investigación y evaluación, y para la educación continuada de los proveedores de salud pública, todo ello en interés del desarrollo de la salud del individuo y su comunidad.


Elementos de la nueva Ley de Telemedicina en Panamá

Enfoque jurídico

Darío González Martínez
Abogado corporativo
@dariolawyer

La primera vez que se hizo referencia al término telemedicina fue a partir de la definición dada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 1988, como la distribución de servicios de salud en la que la distancia es un factor crítico, donde los profesionales de la salud usan información y tecnología de comunicaciones para el intercambio de información válida para el diagnóstico, tratamiento y prevención de enfermedades o daños, investigación y evaluación, y para la educación continuada de los proveedores de salud pública, todo ello en interés del desarrollo de la salud del individuo y su comunidad. 

Ahora, ¿que es exactamente telemedicina? Es cualquier acto médico realizado sin contacto físico directo entre el profesional y el paciente, o entre profesionales entre sí, por medio de algún sistema telemático. 

En otras palabras, la telemedicina utiliza las tecnologías de la información y las telecomunicaciones (por medio de los sistemas telemáticos) para proporcionar o soportar la asistencia médica, independientemente de la distancia que separa a los pacientes de los que ofrecen el servicio.

En Panamá, en medio de la pandemia que estamos atravesando, la Asamblea Nacional de diputados ha aprobado en tercer debate la promulgación de la Ley “que establece los lineamientos para el desarrollo de la telesalud en Panamá y dicta otras disposiciones” que se encontraban pendientes de discusión desde principios de año.

La Ley ha sido impulsada principalmente por el diputado Raúl Fernández, quien también ha impulsado otros proyectos muy beneficiosos como la Ley del Teletrabajo entre otras.  Esta ley, en particular, llama mucho la atención ya que como indica su primer articulado “tiene como objetivo coadyuvar al descongestionamiento de hospitales, la realización de diagnósticos preventivos con mayor celeridad y el monitoreo de pacientes de manera remota”.

Esto significa que habrá pacientes que podrán ser atendidos por sus médicos desde su casa utilizando cualquiera de las plataformas digitales de comunicación en vivo por internet, esto por supuesto, tiene una gran ventaja para los pacientes, ya que no tendrán que desplazarse a los centros hospitalarios a esperar por una consulta médica, y en estos tiempos de pandemia se hace mucho más efectiva esta norma, ya que habría una menor afluencia de pacientes en los hospitales.

 La Ley también señala que cualquier institución privada de salud puede adoptar las medidas de telesalud, siempre y cuando cumpla con los lineamientos establecidos en la propia Ley. 

Aquellos centros médicos públicos y privados que utilicen la telemedicina deberán demostrarlo mediante un convenio que formalice su relación con al menos un proveedor autorizado, el cual estará a disposición de la autoridad de salud para su revisión cuando ésta lo solicite.

El convenio suscrito incluirá una relación detallada de las aplicaciones de la telesalud que ofrecerá el centro de salud consultante. Todo esto tiene como objeto regular la utilización de plataformas que servirán como puente de comunicación entre el médico y el paciente, debido a la variedad de estas, se hace necesario tener una sola para evitar confusiones. 

Es menester señalar que aquellos pacientes que desean utilizar la telemedicina deben hacerlo mediante consentimiento informado. El médico indicará cómo funciona la atención remota, señalando los riesgos, beneficios, responsabilidades, el manejo de la privacidad y confidencialidad de la consulta virtual, sus datos personales, entre otros. Se dejará constancia en el expediente clínico del paciente su consentimiento para ser atendido mediante esta modalidad. 

Como parte de los servicios de telemedicina, el médico puede hacer uso de herramientas permitidas por esta Ley que sigan con esa labor a distancia y que faciliten el acceso a la salud para los pacientes, entre ellas tenemos: 

  • Sistema Digital de Recetas Médicas: plataforma digital mediante la cual se emitirán todas las recetas médicas que se expidan bajo la modalidad de telemedicina. 
  • Sistema Digital de Certificados de Incapacidad: plataforma digital en donde se pueden emitir constancias de que el usuario está incapacitado para realizar sus labores habituales por un determinado periodo de tiempo. 
  • Sistema Digital de Constancia Medica: plataforma digital mediante la cual se podrán emitir constancias de que el usuario fue atendido bajo la modalidad de telemedicina, indicando el lugar, fecha y hora de la atención. 

En todos los casos señalados tiene plena validez la firma electrónica del médico que atiende, siempre y cuando cumplan con los lineamientos de la regulación en esta materia. 

Las autoridades competentes de la implementación del sistema de telemedicina son la Autoridad Nacional para la Innovación Gubernamental conocida por sus siglas (AIG) en estrecha colaboración con la Caja de Social y el Ministerio de Salud, quienes velaran por el manejo y funcionamiento práctico de esta herramienta, el Gobierno central deberá asignar una partida presupuestaria destinada al desarrollo de la telemedicina. 

La nueva Ley de Telemedicina tendrá un impacto positivo entre la población si las herramientas tecnológicas cumplen con los requisitos mínimos y la organización de salud mantiene la sostenibilidad del proyecto, en estos tiempos de crisis sanitaria es importante evitar las aglomeraciones en los hospitales y mantener solamente aquellos pacientes que lo requieran por la gravedad de sus enfermedades. El Gobierno nacional debe garantizar los medios necesarios para facilitar la implementación de esta Ley, la cual, hacía falta desde hace mucho tiempo.

¡Enhorabuena para todos!