Ver ediciones digitales
Compartir

Management

Cuatro vías para alcanzar la ‘seguridad psicológica’

Por: Financiero 11 Oct 2020

La seguridad psicológica es un punto crucial para el éxito de un equipo, señala Amy Edmondson, profesora de liderazgo y gestión en la Harvard Business School.


Cuatro vías para alcanzar la ‘seguridad psicológica’
Amy Edmondson, profesora de liderazgo y gestión en la Harvard Business School, da pistas para conseguir el éxito de un equipo

Redacción El Financiero (con información de CNBC Make It)

La seguridad psicológica es un punto crucial para el éxito de un equipo, señala Amy Edmondson, profesora de liderazgo y gestión en la Harvard Business School.

Edmondson comenta que la seguridad psicológica describe “un lugar de trabajo como un sitio donde uno debería sentir que se pueden hacer preguntas, plantear preocupaciones y proponer ideas sin repercusiones indebidas”.

Se trata de un concepto que es incluso más valioso en la actualidad, con tantas personas adaptándose al trabajo a distancia y preocupadas por volver a la oficina, así como con muchas empresas que prometen abordar mejor la desigualdad racial sistémica, y con colegas que intentan ser mejores aliados”.

Es probable que hablar nunca se sienta completamente libre de esfuerzo, pero debería sentirse como lo correcto y como algo que “será bienvenido y valorado por los colegas”, asegura Edmondson. En otras palabras, debería sentirse como si tuviera la “seguridad” de hablar, tomar riesgos o admitir errores.

Los estudios sobre seguridad psicológica apuntan a amplios beneficios, incluyendo una mayor fiabilidad, creatividad, confianza y productividad.

Un informe de 2017, realizado por Gallup, reveló que, si las organizaciones se ocupan de reforzar la seguridad psicológica, esto hace que los empleados se comprometan más en su trabajo y puede conducir a una mejora de la productividad en un 12%. En 2015, cuando Google estudió a sus empleados para determinar “lo que hace a un buen equipo”, los investigadores encontraron que la seguridad psicológica era la cualidad más importante que determinaba el éxito del mismo.

Ya sea que ocupe un puesto de entrada o que dirija un equipo, hay cosas que puede hacer para ayudar a tener un impacto positivo y cambiar la cultura en su lugar de trabajo. “Puede que usted no sea la persona más poderosa de la organización, y eso está bien”, apunta Edmondson. “El modo en que se presente sigue siendo importante”, agrega.

A continuación, algunas formas tangibles de fomentar la seguridad psicológica, especialmente en tiempos de dificultad.

  1. Admita lo que no sabe

Expresar su opinión requiere vulnerabilidad, lo que puede ser intimidante para muchas personas, especialmente para aquellas que están iniciando su trayectoria profesional. “El defecto siempre va a ser guardar silencio”, afirma Edmondson.

En lugar de pretender que sabe todas las respuestas, debe enfatizar los retos e incertidumbres que le esperan, y ser honesto sobre lo que no sabe, sostiene Edmondson. Un estudio de 2012 sugiere que cuando los líderes son abiertos sobre sus propias limitaciones o errores, la gente siente que sus propios “trayectos de desarrollo y sentimientos de incertidumbre son legítimos”.

Por ejemplo, vivir en medio de la pandemia de COVID-19 ha significado mantenerse en la incertidumbre. El simple hecho de sentirse cómodo escuchando y diciendo “no lo sé”, son algunos de los pasos más importantes que se pueden dar, tanto si se está en una posición de liderazgo como si no, añade.

La educación y el reconocimiento de su valor son también pasos clave para ser un aliado de las personas de color y las comunidades marginadas. Las sesiones de escucha, en las que se invita a las personas a compartir sus experiencias en un foro estructurado, también pueden ofrecer diferentes puntos de vista y fomentar la seguridad psicológica.

En última instancia, estas estrategias nivelan el campo de juego y recuerdan a la gente lo que está en tela de juicio, de modo que todos consideran que su voz y sus contribuciones son necesarias. “Eso simplemente crea la razón para hablar”, señala. 

  1. Responda productivamente a los problemas

La seguridad psicológica no es una fórmula milagrosa, lo que significa que ocasionalmente tendrá problemas o fallos, explica. Cuando se enfrenta a un incidente, es aún más importante controlar sus propias reacciones y responder de manera productiva, comenta. Eso no quiere decir que haya que endulzar todo lo que se dice, sino más bien “reconocer y respetar a la persona por presentarse”, indica.

Por ejemplo, si su compañero de trabajo le avisa sobre un problema, su primer paso debe ser agradecerle, en lugar de detenerse a discutir cómo algo salió mal. Esto no solo indica que usted respeta su voz, sino que también cambia el enfoque de la situación a futuro. Aunque su primer instinto puede ser el de averiguar qué fue lo que falló para provocar el error, “debemos entrenarnos para ser previsores”, aconseja.

  1. Apóyese en la nueva tecnología 

Hay formas de desarrollar la seguridad psicológica, incluso mientras se trabaja a distancia durante la pandemia. Si bien los matices de la comunicación tienden a perderse en los videochats y los mensajes instantáneos, también proporcionan nuevas oportunidades para establecer relaciones con los miembros de su organización. “Fomentar la seguridad psicológica en los equipos virtuales requiere un esfuerzo y una estrategia que se traducen en compromiso, compañerismo, disidencia productiva y generación de ideas”, coescribió Edmondson en un reciente artículo de Harvard Business Review.

¿Qué consejos da Edmondson para mantener la seguridad psicológica en las reuniones virtuales? Usar herramientas como levantar la mano, encuestas anónimas, salas de descanso y funciones de chat para animar a todos a participar fuera de cámara, sugiere. Además, puede ser útil rotar qué miembro del equipo dirige la reunión, para obtener diferentes perspectivas. Y si hay miembros específicos del equipo que tienden a estar callados en las reuniones virtuales, proseguir la conversación en un entorno de uno a uno para que resulte menos intimidante.

  1. Tenga un sentido de propósito

Conocer su propósito en el trabajo es el paso más importante en el desarrollo de la seguridad psicológica, declara Edmondson. En otras palabras, debería comprender por qué su trabajo es importante en el contexto más amplio de su empresa. Cuando la gente siente que sus opiniones cuentan, es más probable que hablen, asegura.

Tener un sentido de propósito o misión, ayuda de muchas otras maneras: Las investigaciones sugieren que cuando las personas sienten que su trabajo tiene un propósito o un fin, son más felices, más productivos y permanecen más tiempo en sus cargos.

“No se puede estar equivocado al enfatizar y volver a enfatizar el propósito de la organización”, concluye.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?