Ver ediciones digitales
Compartir

Cinco claves para el cambio

Por: Financiero 03 May 2021

El presente y el futuro próximo están llenos de cambios importantes y trascendentales. Prácticamente todas las facetas de nuestra vida en sociedad se ven impactadas por las innovaciones tecnológicas, y en el terreno de las ideas, la innovación y la adaptación son valores aplaudidos y deseables, según los paradigmas actuales.


Cinco claves para el cambio
El mundo actual requiere comprender de qué tratan los cambios, aceptarlos, y aprovecharlos a nuestro beneficio

Redacción El Financiero

El presente y el futuro próximo están llenos de cambios importantes y trascendentales. Prácticamente todas las facetas de nuestra vida en sociedad se ven impactadas por las innovaciones tecnológicas, y en el terreno de las ideas, la innovación y la adaptación son valores aplaudidos y deseables, según los paradigmas actuales.

En un entorno que pronto se verá afectado por la inteligencia artificial, la robótica, el dinero digital y la blockchain, es preciso preguntarnos ¿cómo hacer frente a esta abrumadora marea de innovaciones? Tal parece que cada día se inventa algo nuevo; y el miedo al cambio parece igualarse con el miedo a ser dejado atrás.

Hace 25 años, el autor y asesor empresarial Campbell Macpherson descubrió que el “cambio” puede ser estudiado como disciplina, y empezó a ayudar a líderes a fomentarlo. “Todo lo que he aprendido sobre el cambio, a lo largo del último cuarto de siglo, puede ser destilado a cinco verdades clave”, dice Macpherson, quien ahonda que aunque estos “pueden parecer destellos enceguecedores de lo obvio. No lo son”.

Y continúa: “cada uno requiere un escrutinio detallado, pues son verdades tan obvias que son fáciles de olvidar”. En un artículo publicado en el website CEO World, traducido por El Financiero LatAm, el autor afirma que “el 88% de las iniciativas de cambio y estrategias empresariales fallan en entregar lo que se trazaron alcanzar – en gran parte porque fallamos en apreciar el poder y las consecuencias de las siguientes cinco verdades clave”. 

¿Cuáles son estas claves y cómo podemos aprehenderlas?

1 – El cambio es inevitable: El cambio no es un proyecto, ni es una fase en la que podemos sentarnos y ver cómo pasa. Después de sorprendernos a nosotros mismos con nuestra habilidad de lidiar con el dramático cambio del año pasado, muchos de nosotros ahora rogamos que el cambio termine, y “volver a la normalidad”. Esto no es realista. 

El cambio es la normalidad. Incluso la muy promocionada “nueva normalidad” post-Covid será transitoria. El cambio es constante, es una parte de la vida. Admitir esto ante nosotros mismos es el primer paso hacia aceptarlo y abrazarlo.

2 – Todo el cambio es personal: el cambio no se trata de sistemas, o procesos, o modelos de negocio. Se trata de las personas. Fracasar en darse cuenta de esto es el porqué principal de que las iniciativas de cambio tengan una tasa de fracaso tan espectacular. Incluso el cambio organizacional más exhaustivo realmente es la culminación de una miríada de cambios personales e individuales.

3 – Todos levantamos nuestras propias barreras personales ante el cambio: no podemos evitarlo, es un instinto de protección. Estas barreras a menudo aparecen en la forma de pensamientos negativos, dudas, y miedos (“pero si nunca he hecho esto”, “no tengo las habilidades”, “nunca encontraré otro trabajo como ese”). 

Necesitamos ayuda para darnos cuenta de que los pensamientos negativos que tenemos durante los períodos de cambio son sólo eso: pensamientos. Míralos de lejos, sin juzgar, y se disiparán. Lucha contra ellos, y ganarán terreno. Necesitamos privarlos de la atención por la que ruegan. No merecen nuestro tiempo ni energía. Identificar nuestras barreras por defecto es el primer paso para superarlas.

4 – Todo cambio es emocional: las emociones son cuatro veces más poderosas que la lógica, cuando se trata del cambio. Las personas necesitan ser animadas a expresar sus preocupaciones sobre un cambio propuesto; de otra forma, esas dudas crecerán hasta convertirse en barreras impenetrables. Y 80% de esas preocupaciones serán emocionales. La gente necesita ayuda para entender que las fuertes emociones que todos experimentamos durante tiempos de cambio son totalmente normales. 

El shock, la negación, la ira, el miedo, la ansiedad, desilusión, la duda: todas son reacciones humanas completamente normales al cambio dramático que se nos ha impuesto. En cuanto aceptemos esta realidad, podemos empezar a aceptar y aprovechar estas emociones, para hacer que trabajen para nosotros.

5 – Sólo cambiamos si queremos: nadie cambia simplemente porque se les diga. Sólo cambiamos genuinamente si lo deseamos. Y sólo queremos cambiar si hemos estado genuinamente comprometidos en el proceso, y hemos encontrado una fuerte razón emocional por abrazar nuevas formas de funcionar. 

Sin embargo, muchos líderes se enfocan solamente en la lógica del cambio, ignorando el hecho que su gente necesita más que eso si aceptarán y se entregarán al cambio requerido. La lógica por sí sola no basta. Los humanos somos seres desordenados, irracionales, emocionales.La conclusión aparentemente sencilla de esas cinco verdades claves, según Campbell Macpherson, es doble: el liderazgo se trata de ayudar a tu gente a querer cambiar. Y todos podemos ser nuestros propios líderes en el cambio, pues el poder de cambiar se encuentra dentro de cada uno de nosotros.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?