Ver ediciones digitales
Compartir

Tecnología

A partir de 2021, las plataformas digitales podrían pagar un nuevo impuesto en Colombia

Por: Financiero 06 Dic 2020

Mientras avanzan los debates sobre la viabilidad de la reforma fiscal para 2021, los analistas económicos de Colombia sugieren la adopción de una tasa similar a la aplicada en Europa, para que las gigantes tecnológicas contribuyan con mayor regularidad al país, explica una nota publicada por LABS y traducida por el Financiero Latam.


A partir de 2021, las plataformas digitales podrían pagar un nuevo impuesto en Colombia
El país estudia adoptar el llamado impuesto GAFA, referente a las tasas que deben pagar Google, Apple, Facebook y Amazon

Mientras avanzan los debates sobre la viabilidad de la reforma fiscal para 2021, los analistas económicos de Colombia sugieren la adopción de una tasa similar a la aplicada en Europa, para que las gigantes tecnológicas contribuyan con mayor regularidad al país, explica una nota publicada por LABS y traducida por el Financiero Latam.

Para Pedro Sarmiento, miembro de la Comisión de Estudio para una Reforma Tributaria Agraria, y socio director de impuestos en Crowe Colombia, este país debería adoptar el llamado impuesto GAFA (de Google, Apple, Facebook y Amazon); a una tasa de entre el 3% y el 5%.

A medida que la pandemia intensificó la adopción de productos y servicios digitales, las plataformas tecnológicas vienen experimentando una demanda sin precedentes, impulsada en primer lugar por las medidas de distanciamiento y aislamiento social. Colombia, no es la excepción.

Sin embargo, el régimen fiscal de las grandes tecnológicas, como Amazon, Facebook, Google y Uber, difiere del de otras empresas, debido a su naturaleza digital. Estas plataformas, por ejemplo, están exentas del impuesto sobre la renta.

Actualmente, en Colombia, este tipo de industria digital paga el impuesto al valor agregado (IVA), y el impuesto de Industria y Comercio (ICA). Además, la legislatura nacional cumple con una de las medidas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), grupo del que Colombia forma parte, y el cual establece normas y criterios fiscales para la economía digital.

En 2019, estas plataformas pagaron 253.678 millones de pesos, lo que no supera el 0,68% del total recaudado en concepto de IVA; 37.080 millones de pesos, según la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN). De enero a octubre del presente año, la recaudación tributaria de las empresas digitales alcanza los 209.887 millones de pesos.

Un reciente estudio realizado por la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (CELAC), y reportado por primera vez por el diario colombiano La República, señaló que, a través de diversas prácticas, las empresas digitales transfieren sus ganancias a paraísos fiscales, evadiendo impuestos y pagando un bajo porcentaje de sus ingresos a escala mundial. Además de no pagar impuestos en países donde no tienen presencia física, aunque cuenten con millones de usuarios que contribuyan a crear valor.

En tal sentido, la DIAN propone que, a pesar de no tener una infraestructura en el país, estas plataformas deberían destinar más ingresos al Tesoro, y no evadir estos recursos en paraísos fiscales, ni en retornos a sus países de origen.

Mientras avanzan las discusiones sobre la viabilidad de la reforma tributaria para el año 2021, con el fin de paliar la crisis económica de este año, los analistas económicos sugieren adoptar una tasa muy similar a la implementada en Europa, para que las gigantes tecnológicas contribuyan de manera más consecuente al país.

Economistas como Pedro Sarmiento, integrante de la Comisión de Estudio para una Reforma Tributaria Agraria, y Socio Director de Impuestos en Crowe Colombia, señalaron la necesidad de que la próxima reforma tributaria incluya un nuevo gravamen para estas plataformas, debido a su consolidación económica, a modo de incrementar la recaudación, de cara a la crisis.

Para Sarmiento, Colombia debería adoptar el llamado impuesto GAFA (de Google, Apple, Facebook y Amazon), en el que las gigantes tecnológicas que no pagan impuestos, son gravadas en países donde, aún sin estar físicamente establecidas, generan valor, ganancias y beneficios.

“En Europa, no se han puesto de acuerdo en cuanto a la tasa ideal, sin embargo, está entre el 3% y el 5%. Por ejemplo, en España, ya alcanza el 3%, y en Australia, el 5%”, señaló el experto. “Una vez superada la pandemia, la adopción de servicios tecnológicos será muy amplia y, seguramente, este será uno de los nuevos impuestos, esperemos sea a una tasa reducida, inferior a la de Europa, es decir, a un promedio del 3%, para evitar la competencia fiscal”.

A pesar de la necesidad de un nuevo impuesto especial, Sarmiento advirtió que uno de los problemas más complejos que conlleva el impuesto GAFA es que, más que paraísos fiscales, “ahora se está abriendo una severa competencia fiscal entre países, porque todos imponen tasas más bajas para que las plataformas ingresen”.

Por su parte, la DIAN explicó que, al plantear esta propuesta de reforma tributaria, la retefuente (impuesto retenido en la fuente) como forma de recaudación del IVA, podría ser una herramienta adecuada para recaudar impuestos de las empresas tecnológicas. En Colombia ya existe una ley que establece el mecanismo de retención en la fuente, como otra forma de pago del IVA generado en la prestación de servicios en el exterior.

Esta retención puede ser ejercida por los emisores de tarjetas de crédito y débito, los vendedores de tarjetas prepagadas, los cobradores en efectivo a cargo de terceros, y otros designados por la autoridad en el momento del pago o crédito correspondiente a los proveedores en el exterior.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?