Ver ediciones digitales
Compartir

4 prácticas remotas que inspiran creatividad a un equipo

Por: Financiero 21 Mar 2021

La productividad del trabajo a distancia es algo inconstante durante la pandemia. Para algunas empresas, su fuerza laboral se considera algo exitosa. Un estudio de investigación realizado por Microsoft, en 2020, demostró que los niveles de productividad se han mantenido estables o han aumentado, como resultado del trabajo a distancia desde casa. Entretanto, otras empresas han luchado por mantener la creatividad, y los líderes se esfuerzan por inspirar nuevas ideas. No sorprende que este mismo estudio descubra que el trabajo a distancia pueda estar perjudicando la creatividad de los empleados.


4 prácticas remotas que inspiran creatividad a un equipo
La innovación sigue siendo posible mientras estamos fuera de la oficina, cuando confiamos en las mejores herramientas y prácticas

Redacción El Financiero

La productividad del trabajo a distancia es algo inconstante durante la pandemia. Para algunas empresas, su fuerza laboral se considera algo exitosa. Un estudio de investigación realizado por Microsoft, en 2020, demostró que los niveles de productividad se han mantenido estables o han aumentado, como resultado del trabajo a distancia desde casa. Entretanto, otras empresas han luchado por mantener la creatividad, y los líderes se esfuerzan por inspirar nuevas ideas. No sorprende que este mismo estudio descubra que el trabajo a distancia pueda estar perjudicando la creatividad de los empleados.

“En mi empresa online, experimentamos altibajos en 2020, pero aún así conseguimos avanzar en términos de innovación (incluso pudimos lanzar un nuevo producto este año). Veamos a continuación cuatro estrategias que hemos utilizado para que siga fluyendo nuestra creatividad”, resalta Aytekin Tank, fundador & CEO de JotForm, catalogada como una de las “Mejores empresas de propiedad privada en Estados Unidos” por Entrepreneur Magazine en 2016.

Invertir en la capacitación adecuada

Desde Slack y Zoom hasta Trello y Basecamp, una ventaja del teletrabajo moderno es la variedad de herramientas que tenemos a nuestra disposición. La variedad de aplicaciones actuales nos permite conectarnos de muchas maneras. “Me he dado cuenta de que, como líderes, con demasiada frecuencia asumimos que nuestros equipos comprenden intuitivamente la mejor manera de comunicarse. Sin embargo, desde mi experiencia dirigiendo tres oficinas en dos países, los empleados no siempre son conscientes de los métodos y canales adecuados” ,dice Tank habitual columnista de Fast Company, desde donde se tradujo este artículo.

Por eso es crucial capacitar a su equipo en los protocolos adecuados. El profesor de Wharton, Michael Parke, uno de los autores del estudio encargado por Microsoft, declaró al Wharton Business Daily que la capacitación es un “factor importante que contribuye a la eficacia de colaboración entre los empleados, a su empoderamiento, y a su capacidad para compartir información en su equipo”.

Es posible que desee reservar Slack únicamente para los asuntos sensibles al tiempo, las videoconferencias semanales para las actualizaciones de estatus, y el correo electrónico para todo lo demás. “En mi empresa, nuestros equipos tienen un día de demostración los viernes, para discutir lo que han estado trabajando, así que siempre sabemos cuándo vamos a desarrollar nuevas ideas”.

Conectarse regularmente, fuera del horario de trabajo

Si alguna vez ha colaborado en una presentación, en un hackathon, en el guión de una película, o en cualquier proyecto orientado a un equipo, estará de acuerdo en que no hay nada que sustituya a la sinergia que surge, cuando dos o más mentes tienen una lluvia de ideas y aprovechan el impulso de otros. Como señaló el redactor jefe de LinkedIn, Dan Roth, a la CBS: “Creo que las empresas van a luchar por encontrar formas de tener esos trozos de inspiración en los que algo los conecta”.

Un peligro del cambio al trabajo remoto es la pérdida de esa valiosa química entre colegas. Los líderes tienen que ser proactivos para garantizar que los miembros de su equipo puedan disfrutar de esos momentos de conexión. “Podemos empezar por programar videoconferencias periódicas, aunque he comprobado que es aún más eficaz ir un paso más allá y propiciar el encuentro cara a cara fuera de los asuntos laborales”. Roth recomienda reservar momentos para las actividades conjuntas, como hornear o armar rompecabezas.

Cualquier cosa en la que se pueda dejar la cámara encendida y disfrutar de las mismas interacciones informales que en la oficina, ya sea una happy hour de Zoom, o la proyección de una película en grupo, puede ayudar a reforzar los lazos del equipo.

Fomentar la responsabilidad

En su estudio, Microsoft sugirió que, para mantener la creatividad en alto, los empleadores deben tratar de empoderar a sus empleados, o confiarles una mayor responsabilidad, permitiendo a los trabajadores tomar decisiones importantes sin la intervención de su jefe.

“En los primeros días de mi empresa, hice de todo, desde la programación hasta el servicio de atención al cliente. Una vez amplié mi equipo y aproveché el poder de la delegación, tuve más tiempo para pensar a un nivel superior. No solo eso, sino que también noté una diferencia en mis empleados. Cuanta más responsabilidad les confería, más comprometidos estaban. Esto pone de manifiesto una técnica de gestión bien definida: Cuando los empleados se sienten desafiados y comprometidos, es más probable que encuentren soluciones mejores y más innovadoras”.

En principio, puede parecer contradictorio, pero cuanto más delegue, más ingenioso y creativo será su equipo.

Apoyar los momentos para hacer “nada”

Como dirán los mejores innovadores, a veces son esos momentos de tranquilidad mental, cuando estamos lejos de nuestro escritorio, es cuando nuestra mente consigue sintetizar la información diaria y generar soluciones novedosas. Sara Blakely, fundadora y CEO de Spanx, ha afirmado que algunas de sus mejores ideas le llegan en los semáforos. Para Aaron Sorkin, creador de West Wing y guionista de The Social Network, sus momentos “eureka” suelen llegar en la ducha, lo que lo lleva a tomarse seis al día.

Hoy en día, puede parecer más difícil que nunca reservar tiempo para hacer nada, sobre todo para los que tienen que hacer malabarismos con otras responsabilidades, como el cuidado de los niños. Pero un poco de tiempo para hacer nada puede suponer una gran diferencia en nuestra creatividad, a pesar de lo improductivo que pueda parecer.
Con la rápida evolución de las condiciones laborales y económicas, los empresarios saben que la necesidad de encontrar soluciones innovadoras nunca ha sido más crítica. “Si algo he aprendido es que las respuestas suelen ser más accesibles de lo que creemos. Solo es cuestión de ir más despacio, encontrar las herramientas adecuadas, y confiar en el proceso”, destaca el empresario.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?