MANAGEMENT

“El futuro pertenece a los generalistas”

Las empresas buscarán cada vez más personas que tengan capacidad de adaptabilidad y resolución de conflictos

“Muchas empresas con visión de futuro buscan contar con una experiencia multifuncional a la hora de contratar. Esto es esencial para las grandes organizaciones como Google, por ejemplo, donde los empleados se mueven de un equipo a otro y de un puesto a otro”, dice Vikram Mansharamani, un observador de tendencias mundiales y profesor en la Universidad de Harvard, donde enseña múltiples perspectivas en la toma de decisiones

Lisa Stern Hayes, una de las principales reclutadoras de Google, dijo en un podcast que la compañía valora a las personas que resuelven problemas y tienen una “capacidad cognitiva general” por encima del conocimiento relacionado con los cargos, asegura Mansharamani en una nota de su autoría publicada en CNBC Make It.

“Piense en lo rápido que evoluciona Google”, dijo Lisa Stern Hayes. “Si se contrata a alguien para hacer solo un trabajo específico, pero luego la empresa necesita hacer cambios, es necesario asegurarse de que la persona va a encontrar otra cosa que hacer en Google. Eso conduce a contratar generalistas inteligentes”.

“El futuro pertenece a los generalistas”, advierte Mansharamani, quien enseñó en Yale y pasó 20 años trabajando en la banca de inversión. Él explica que hasta ahora nos han enseñado que los especialistas tienen más probabilidades de ser exitosos, sin embargo advierte que pareciera que la era de los especialistas se está acabando.

Hasta ahora adquirir el estatus de “experto” da lugar a una mayor credibilidad, un rápido ascenso laboral y mayores ingresos. Y la estrategia ha funcionado. Muchos de los líderes de hoy en día ascendieron al especializarse.

No obstante, tras décadas de observar las tendencias mundiales, enseñar, investigar y escribir sobre complejas incertidumbres y el manejo de riesgos, esto está cambiando, reitera Mansharamani, quien asegura que para tener éxito, es preciso tener una amplia perspectiva y ser capaz de conectar los puntos (el campo de los generalistas) a través de las áreas temáticas, en lugar de ser capaz de generar puntos (el campo de los especialistas, o “expertos”).

¿Qué es un generalista?


Ser de amplia mentalidad es usualmente percibido como una afición sin que realmente agregue valor. Sin embargo, como la tecnología hoy en día avanza más rápido que nunca, junto con el aumento de la incertidumbre, nos obliga a tener la capacidad de pensar de forma creativa en situaciones ambiguas, dice el también autor de “Think for Yourself: Restoring Common Sense in an Age of Experts and A.I.”

Considere al generalista que sabe algo sobre I.A., finanzas y marketing. Además de aprender continuamente más sobre esos campos, encuentra maneras de interesarse en otros. Luego está el especialista, que pasa la mayor parte de su tiempo aprendiendo sobre estructura de datos en informática. Este aplica constantemente soluciones formulativas a situaciones que rara vez están bien definidas.

Como resultado, le es más difícil justificar las diferentes perspectivas ante datos contradictorios. El generalista, por otra parte, dispone de un amplio abanico de herramientas de las que puede servirse y que le permiten ajustar dinámicamente su proceder conforme evoluciona la situación.

Son personas que piensan de forma más amplia y más grande. Leen todo el periódico, por ejemplo, y no sólo la sección sobre su campo. Si su enfoque principal es el petróleo y el gas, estudiarán la dinámica que afecta al sector minorista.

En sus mentes, constantemente están las formas en que los acontecimientos aparentemente no relacionados entre sí, pueden impactarse mutuamente; ellos estudian las interconexiones entre los sectores e imaginan cómo los cambios en un campo pueden perturbar el funcionamiento de otro.

Y quizás el rasgo que más los define: no dependen demasiado de los expertos. En algunos casos, los expertos y las tecnologías son, en efecto, útiles y esenciales. Pero cuando tercerizamos nuestro enfoque hacia ellos, nos volvemos más vulnerables al permitir que se apoderen de nuestro campo visual.

Quedar ciego ante lo que los expertos dejan por fuera, puede ser algo muy peligroso. Como mínimo, deberíamos pensar — o preguntar — qué otras variables podrían ser de valor para considerar.

El éxito de los generalistas


Basta con mirar atrás para darse cuenta de la rapidez con que el mundo cambió tras el avance del Internet y la tecnología de datos inalámbrica. Jeff Bezos no era un especialista en ventas al por menor que se enfrentó a sus competidores y ganó. Era una persona relativamente nueva en la venta al por menor — y sin embargo, fue capaz de adaptarse rápidamente y aprovechar una oportunidad gigantesca. Conectó los puntos y consiguió el éxito con Amazon.

Elon Musk combinó sus conocimientos de física, ingeniería, programación, diseño, fabricación y negocios, para crear varias empresas exitosas en campos completamente diferentes.

Algunos de los innovadores más impactantes de la historia fueron también generalistas. La física francesa Marie Curie, por ejemplo, es una de las dos únicas ganadoras del Premio Nobel que han obtenido un segundo premio en un campo diferente, apunta el experto.

El consejo del experto

Vikram Mansharamani, un observador de tendencias mundiales y profesor en la Universidad de Harvard, le aconseja a las personas que son relativamente nuevas en la fuerza laboral, que manejen su profesión en torno a la obtención de diversas experiencias en cuanto a cargos y funciones. Las capacidades analíticas que desarrollen en el proceso, (por ejemplo, las habilidades estadísticas básicas y el razonamiento crítico), funcionarán bien cuando compitan con quienes están más centrados en habilidades de un campo en específico.

“Esto no sugiere que la experiencia profunda sea inútil. Pero cuando llegue el futuro, la única certeza es que habrá mucha incertidumbre. Así que, la habilidad clave para avanzar es, bueno, no es exactamente una habilidad; es un enfoque, una filosofía y un tipo de proceso de pensamiento”.


Tagged , , ,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.