TECNOLOGÍA

Las nuevas empresas tecnológicas ‘relanzan’ la tarjeta corporativa

Durante décadas, las tarjetas de crédito corporativas fueron una industria aburrida y fueron la opción por defecto para los almuerzos y cenas de clientes en todo el mundo, explica un artículo de Bloomberg.

Ahora, una flota de nuevas empresas altamente financiadas quiere cambiar eso. Los capitalistas de riesgo y otros inversionistas han invertido mucho dinero en un grupo creciente de empresas que hacen tarjetas de crédito para los negocios. Esto incluye más de mil millones de dólares en financiación y una deuda para solo tres nuevas empresas: los fabricantes de tarjetas Ramp, Divvy y Brex Inc.; de tres años de existencia, que fue valorada el verano pasado en USD 2.600 millones, según datos de PitchBook.

El nuevo interés en la industria llega cuando American Express Co. -el líder indiscutible del mercado- renueva su portafolio de tarjetas corporativas, aumentando las tasas de sus tarjetas tras añadir los beneficios de viajes en Uber y las estancias en el Hilton. Accenture estima que el gasto total en tarjetas de crédito corporativas en los Estados Unidos subirá de USD 625 mil millones en 2019 a USD 1.1 billones en 2024.

AmEx, con un valor en el mercado de USD 92.000 millones, es el mayor emisor de tarjetas corporativas del mundo y tiene relaciones con casi dos tercios de las empresas de Fortune Global 500. También es el mayor emisor de tarjetas para pequeñas empresas en los Estados Unidos. “Obviamente AmEx tiene una gran fortaleza”, dijo Lisa Ellis, analista de MoffettNathanson. “Caracterizaría a los nuevos proveedores ahora, como en la ventana del radar, pero aún no es de interés para AmEx”.

Brex Inc., fundada en 2017, comenzó por introducir un producto dirigido a otras nuevas empresas. Las nuevas empresas, dijo, a menudo tuvieron dificultades para obtener las tarjetas corporativas tradicionales debido a su falta de historial crediticio. En lugar de historiales crediticios, Brex monitorea diariamente cuánto dinero tienen sus clientes en sus cuentas bancarias. Si están bien financiados con dinero en efectivo, Brex cree que es probable que puedan pagar sus deudas contraídas con la tarjeta de crédito.

Aunque Brex ha ido tras un nicho de mercado relativamente pequeño, quiere enfrentarse directamente a American Express. “Siempre hemos competido con AmEx”, dijo Henrique Dubugras, de 24 años de edad, quien es cofundador de Brex.

Dubugras y sus inversores, entre los que se encuentran Peter Thiel y Kleiner Perkins de Digital Growth Fund, creen que la competencia de los expertos en tecnología podría aflojar el control de la empresa en el mercado. “No subestimamos a AmEx sin embargo. Somos conscientes, estamos midiendo, estamos observando”.

Dubugras explicó la estrategia de su compañía en una reunión a principios de este año en un café que Brex ha arrendado y funciona en South Park de San Francisco, un centro de capital de riesgo. Usando una camiseta de la marca Brex, Dubugras dijo que aunque la mayoría de sus clientes son empresas nuevas, se ha esforzado por hacer más avances con las empresas de e-commerce y las empresas de ciencias de la vida. Incluso el café es un ejemplo de diversidad.

Brex -que ha recaudado alrededor de USD 317 millones en fondos de capital de riesgo según datos de PitchBook, y más en capital de deuda- ha planteado algunas preguntas sobre su decisión de incursionar en el negocio de food services. El menú del café incluye ingredientes como “uvas ahumadas” y “alioli béarnaise”.

Pero Dubugras señaló que American Express también opera salones en los aeropuertos, y Capital One Financial Corp. tiene cafés en varias de sus sucursales. “Servimos a nuevas empresas, y este es el núcleo de la comunidad de nuevas empresas en San Francisco, por lo que tener una sala y un café aquí tiene sentido”, dijo Dubugras.

Brex es, por el momento, una de las más valiosas nuevas empresas de tarjetas financiadas, pero está lejos de ser la única. Ramp, con sede en Nueva York, tiene solo un año y recientemente atrajo unos USD 25 millones en fondos de Founders Fund y otros. Además de ofrecer tarjetas corporativas, Ramp puede utilizar los datos de los pagos para encontrar gastos redundantes en las empresas con las que trabaja como suscripciones adicionales de software o el pago de cuentas de almacenamiento de documentos, por separado. “Cualquiera en una gran empresa puede decirte que hay mucho desperdicio”, dijo el cofundador de Ramp, Eric Glyman, de 29 años.

Divvy -con sede en Lehi, Utah- el pasado mes de abril recaudó USD 200 millones de New Enterprise Associates, Insight Partners y otros, y ha asegurado millones más en capital de deuda. Además de sus tarjetas corporativas, Divvy ofrece herramientas adicionales para gastos que facilitan a los empleados y a las personas a cargo de las cuentas de una empresa hacer un seguimiento de los gastos.

American Express ha notado el aumento de la competencia. “Definitivamente vemos a estas nuevas empresas”, dijo Anna Marrs, presidente de la unidad de servicios comerciales globales de la firma. “Eso nos recuerda que debemos seguir innovando”.

En octubre, American Express introdujo un nuevo programa de tarjetas para las nuevas empresas. Al igual que Brex, ha comenzado a utilizar una nueva tecnología que le permite ver el saldo bancario de una empresa como parte de su proceso de suscripción. Y el gigante de las tarjetas de crédito está desplegando nuevos sistemas para automatizar los pagos de una pequeña empresa a los proveedores, un proceso que normalmente implica la emisión de cheques y rastrear la información de facturación.
A medida que las nuevas empresas de tarjetas de crédito ascienden, la competencia está funcionando como se esperaba, dijo Frank Martien, director general de Accenture. “En realidad vemos una respuesta competitiva de los grandes proveedores”, dijo. Eso significará, en última instancia, más opciones para las pequeñas empresas, y más enfrentamientos por delante para American Express y sus rivales que recién empiezan.
Puede que American Express no esté en posición de preocuparse ahora mismo, pero Dubugras predice que llegará el día. “No creo que les agrademos mucho”, dijo.

Tagged , , , , ,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.