ECONOMÍA

BM prevé repunte de economías emergentes en 2020

Luis Alberto Sierra

El crecimiento de las economías emergentes proyectado para 2020 destaca con un 4,1% en las previsiones anunciadas el pasado 8 de enero, en Washington por el Banco Mundial (BM), al presentar la edición de enero de su reporte “Perspectivas Económicas Mundiales”.

El documento señala que el crecimiento de la economía mundial se acercará, según las previsiones, a 2,5% a medida que las inversiones y el comercio se recuperen gradualmente de la significativa debilidad que mostraron el año pasado, pero advierte que persisten no obstante, riesgos de que la situación empeore.

Apunta en particular que mientras que se estima factible que, el crecimiento de las economías avanzadas en su conjunto decaiga al 1,4% en 2020, en parte debido a que persiste la debilidad en las manufacturas, se espera por otro lado un repunte en las economías emergentes y las economías en desarrollo pero que no es generalizado.

La perspectiva favorable parte del supuesto que habrá una mejora de un pequeño grupo de economías grandes, algunas de las cuales están saliendo de un período de debilidad considerable. Prevé que cerca de la tercera parte de los mercados emergentes y las economías en desarrollo se desacelerarán este año como consecuencia de que el volumen de las exportaciones y las inversiones será menor al esperado.

“En vista de que el crecimiento de las economías emergentes y en desarrollo probablemente se mantendrá bajo, los responsables de formular políticas deberían aprovechar la oportunidad para encarar reformas estructurales que impulsen un crecimiento de base amplia, factor esencial para reducir la pobreza”, afirmó la vicepresidenta de Crecimiento Equitativo, Finanzas e Instituciones del Grupo Banco Mundial, Ceyla Pazarbasioglu.

“Las medidas dirigidas a mejorar el clima para los negocios, el Estado de derecho, la gestión de la deuda y la productividad, pueden contribuir a lograr un crecimiento sostenido”, recomendó además.

Ambiente de riesgos


El análisis prevé que el crecimiento de Estados Unidos se desacelerará a un 1,8% este año, como reflejo del impacto negativo de los incrementos en las tarifas fijados anteriormente y del aumento de la incertidumbre. En cuanto a la zona del euro, las previsiones sobre crecimiento se han modificado a la baja y se han establecido en un 1% para 2020, en un contexto de actividad industrial débil.

Reconoce, además, que predominan los riesgos de que las perspectivas mundiales empeoren, y que la concreción de dichos riesgos podría desacelerar el crecimiento de manera considerable.

Entre estos riesgos se incluyen una nueva escalada de las tensiones en las relaciones comerciales y la incertidumbre respecto a las políticas en esta área, así como las conmociones financieras en los mercados emergentes y las economías en desarrollo.

Otros puntos sobre los que llama la atención el reporte, son la reciente acumulación de deuda en las economías emergentes y en desarrollo, la abrupta desaceleración del aumento de la productividad por cuanto recomienda el reemplazo de los controles de precios por redes de seguridad social mejor orientadas y más extensas, reformas que alienten la competencia y un entorno regulatorio sólido, lo que puede resultar favorable para los pobres y el crecimiento.

Agrega que, para mantener niveles de inflación bajos y estables en un contexto de presiones fiscales crecientes y de riesgo de crisis cambiarias, los funcionarios responsables deben fortalecer los marcos de política monetaria y la capacidad de los bancos centrales y, reemplazar los controles de precios por políticas más eficientes.

Tagged , , ,

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.